Conversación con Flavio

El viernes pasado, hablé con Flavio en el teléfono por 20 minutos.  Flavio estaba muy cansado durante todo de nuestra conversación, él tiene un día larga. Flavio es de Alamo, México, una ciudad que produce naranjas. Flavio tiene 31 años ahora, y está soltero. Sus padres viven en Álamo, México, y él tiene dos hermanas menores. Cuando era joven, Flavio trabajaba en la factoría con naranjas, pero no ganó mucho dinero. Flavio dígame que hace cuarto años que tiene trabajar en Los Estados Unidos. Un amigo de Flavio trabaja en Adams County con las manzanas, y le dijo sobre el trabajo. Flavio contactó a la empresa aquí en Adams County y llegó por primera vez a Los Estados Unidos en un autobús durante 7 días. Cada año, Flavio y sus amigos que trabajan en Adams County llegan a los Estados Unidos en un autobús. Él trabaja entre agosto y noviembre y recoge las manzanas. Flavio trabaja seis días en una semana por ocho horas, a veces nueve horas en un día, empieza a las siete de la mañana y termina a las cuatro y media de la tarde.  Los trabajadores tienen 1 hora para almorzar. Flavio le gusta su trabajo aquí en Adams County, él dígame que el dinero es bueno. Él dijo que para trabajar, necesita “pararse en las escaleras cada día.” Al principio sus piernas tienen mucho dolor, pero después de dos semanas, las piernas no duelen. Ahora, Flavio vive en un trailer en Adams County. Este trailer no tiene mucho espacio: hay dos cuartos para cuatro personas, una cocina, y un baño. Flavio y sus amigos comen mucho puerco. Una cena típica para ellos son puerco y tortillas con salsa roja. Flavio envía mucho de su dinero a su familia en México, para comprar algunas cosas. Flavio dijo que él no sabe inglés, él quiere aprender a inglés, pero no hay tiempo para aprenderlo.  Todos los días después de trabajar, él siempre está cansado y solamente tiene tiempo para comer y dormir. Flavio no tiene miedo con COVID-19, él solamente quiere continuar su trabajo. En los campos, todos los trabajadores necesitan lavar sus manos antes y después del trabajo, y llevar los masques. 

Antes de mi conversación con Flavio, pensé que la entrevista sería fácil. Pregunté muchas cosas sobre sujetos difíciles, por ejemplo la familia de Flavio y su historia. La conversación fue difícil por esta razón, yo estaba nerviosa porque mis preguntas fueron muy profundas. Me sorprendió que Flavio no siente el dolor en sus piernas y las condiciones de vivir en los campos. Después de la conversación con Flavio, estaba muy triste y enojada. Yo estaba triste porque el trabajo es muy difícil, y los trabajadores no reciben mucho dinero por su trabajo. Estaba enojada con la sociedad, porque todos los humanos deberían recibir dinero suficiente para la vida. Espero que en las conversaciones en el futuro, Flavio y yo  podremos aprender más a otro. 

Durante nuestra conversación, Flavio y yo hablamos mucho sobre las experiencias de los trabajadores. Estas experiencias son muy similares con las experiencias de los trabajadores en las dos películas. “The Bracero Program” y “Harvest of Empire.” Los trabajadores ven a Los Estados Unidos para ganar dinero, porque Los Estados Unidos destruyen la economía en su países con NAFTA. Muchos de los trabajadores envían dinero a sus familias por muchos años. Yo aprendí dos palabras nuevas durante mi conversación con Flavio: el puerco (another word for pork), y el tráiler (a cognate for trailer). Yo tengo dos preguntas ¿Qué recursos específicos hay para los trabajadores en Adams y Franklin County? Nuestra clase habla sobre los recursos médicos, ¿pero qué hay otros? ¿Hay otras organizaciones que hablan con ellos? 

 

One Reply to “Conversación con Flavio”

  1. Hola Shasita, me interesa mucho los comentarios de Flavio sobre la condiciones de su trabajo y el época de ajustar que es necesario cuando empezar. Las preguntas que tú preguntaste darme ideas que puedo usar en mis próximas entrevistas. Gracias!

Leave a Reply